chapa natural beneficios

Los beneficios de la chapa natural

La chapa natural se ha convertido en una de las mejores materias primas a la hora de fabricar y comercializar tableros curvados. Un producto tremendamente versátil ideal tanto para la elaboración techos, paredes o muebles utilizando este tipo de tableros. Te contamos el porqué de sus grandes beneficios…

Pocos productos pueden presumir de ofrecer tantas posibilidades en el campo del diseño como el de la chapa natural. Junto a la sintética melamina, es uno de los materiales ideales para la fabricación de tableros curvados. Tras un arduo proceso de manipulación y secado por alta frecuencia que garantiza el grado de humedad y la estabilidad de las curvas, la chapa natural alcanza el resultado perfecto que andamos buscando.

Y es que, la chapa natural se ha convertido desde hace décadas en una apuesta sobre seguro cara a la producción de prácticamente todo tipo de muebles. Se trata de un material fácilmente manipulable y convertible, que ayuda a arquitectos, interioristas, decoradores y fabricantes de muebles a realizar los más variopintos modelos sin necesidad de grandes esfuerzos como sí que requieren otro tipo de elementos. Entre otros, estos son los beneficios de la chapa natural en los tableros curvados.

Ventajas de la chapa natural para tableros curvados

  • El uso de chapa natural es también ayuda a conservar el medio ambiente ya que evita la sobreexplotación de algunas especias de árboles. En este caso, de un mismo árbol se pueden obtener muchos metros de chapa.
  • La chapa natural se puede utilizar para tableros curvados de grandes dimensiones. Esta materia prima se suele vender en grandes láminas con el fin de mantener una uniformidad estética respecto a la veta y tonalidad del árbol. Si se compra de diferentes proveedores habrán como es lógico diferencias de tono ya que no existen dos árboles iguales.
  • Las chapas de madera natural ofrecen ya no solo ventajas para su uso en tableros curvados sino que además ofrecemos un mayor abanico de posibilidades algo que no ofrece la madera maciza.
  • Es un material que no es difícil de reparar ni exige excesivas complicaciones, pudiendo ser lijado y se le pueden aplicar sobre él productos como barnices o ceras.
  • Destaca el resultado en los cantos, la chapa natural es muchísimo mejor que el que se obtiene en los laminados o similares, donde queda una fina línea negra.
  • Se evita también la lógica contracción natural que sí ocurre en algunas maderas.
  • Fabricar chapa de madera requiere menos energía, por ello es un material que además de ser natural es más ecológico.
0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *